Pasa en ETER

¡En casa mandamos nosotros!
Por Julián Suez | @juli_suez

Jaguares logró golear a Sharks 34 a 7, en el estadio de Vélez, a pesar de no haber demostrado su mejor nivel durante el primer tiempo del partido de la fecha número 17 del Súper Rugby. El equipo obtuvo el punto bonus para asegurarse el primer puesto en la Conferencia Sudafricana y jugar en condición de local los cuartos de final. ETER estuvo allí en lo que fue la gran hazaña del equipo argentino.


El sábado dejó un sabor agridulce para el conjunto de Gonzalo Quesada, director técnico, en lo que respecta al estilo de juego. La primera etapa arrancó rápidamente con un try de Sebastián Cancelliere, wing, pero Joaquín Díaz Bonilla, apertura, no ayudó con la conversión. Unas jugadas más tarde, Emiliano Boffelli, fullback, apareció y estiró la diferencia a 12-0. Sin embargo, el equipo no dejó una buena imagen sobre los pases y el control de la pelota ovalada. Por otro lado, los “Tiburones” hicieron que los argentinos se adhieran a su juego. Un encuentro sin un rumbo fijo, lento y muy atascado en la mitad de la cancha.




En el segundo tiempo se vió a una franquicia argentina totalmente distinta a la de los primeros 40 minutos. De igual manera tuvieron cuatro penales continuos que fueron un efecto colateral. La primera línea de Mayco Vivas, pilar, Agustín Creevy, hooker y Santiago Medrano, pilar, fue imbatible. En los lines, Sharks no pudo ante la gran quita de los forwards nacionales. Luego, arribó Boffelli, tras un juego muy físico, Bonilla pateó muy alto la pelota y el primero que apareció fue el fullback. La agarró suspendido en el aire y se fue directo para distanciarse 22-0. Más tarde, Cancelliere anotó por duplicado y dejó a Jaguares con tranquilidad. A pesar de ello, André Esterhuizen descontó para el conjunto de James Du Preez. Todo era felicidad dentro de la cancha. El público se despertó y alentó los minutos finales y realizaron cinco olas. Sin embargo, durante gran parte del show, los espectadores estuvieron como en un encuentro de tenis, solo festejaban cuando había un try. Y, para darle un cierre de lujo, Sebastián Carreras se dio el gusto de apoyar la pelota en el in-goal y sentenciar el 34-7.


La semana que viene, la cita será frente a Sunwolves, el equipo más derrotado en el campeonato y que en dos años se borrará del torneo. El equipo tiene el primer lugar en la Conferencia Sudafricana. El segundo lugar en la tabla general, también. Solo deberían ganar el viernes que viene a las 19.10 en el José Amalfitani. Al finalizar ese partido se conocerá el rival en la primera instancia de playoff. Por el momento, Bulls sería la amenaza en los cuartos de final del Súper Rugby. “Todos los lunes arrancamos de 0 y ese es nuestro valor número uno y creo que en ese aspecto vamos a estar trabajando el lunes, más allá que para muchos (los jugadores) ya están pensando lo que va a ser dentro de dos semanas, los cuartos”, comentó Quesada.

*Julián Suez, estudiante de Periodismo Deportivo, 2do año, ETER.

Suscribite a nuestro newsletter